Estudio en Miami: La renovación académica de una ciudad turística

Evoluer Real Estate Co.- Invertir en Miami

Desde la Universidad de Miami, busca posicionarse como un referente de la región. Auguran que será una ciudad clave en el futuro de los Estados Unidos

No sólo playas y shoppings. Ahora, a través de sus universidades, la ciudad de Miami busca posicionarse como un polo de atracción por su calidad académica. ”Lo bueno de Miami es que está tan cerca de los Estados Unidos”, esta broma le sirvió al director del Centro de Estudios Latinoamericanos de la Universidad de Miami, el argentino Ariel Armony, para analizar a la ”nueva” Miami en una charla en la Embajada de los Estados Unidos en Buenos Aires.

Para Armony, la ciudad está muy vinculada a la idea superficial de un lugar turístico, donde la única industria que florece es la cirugía plástica. Pero esta visión deja de lado otros fenómenos. ”Es una ciudad latina que encarna el futuro urbano de los Estados Unidos”, destacó el académico, y comparó su rol en el siglo XXI con el que tuvieron ciudades como Chicago en los ‘30 y Los Angeles en los ‘80. ”Por su flujo de personas, capital, bienes y dinero está en los Estados Unidos pero pertenece a las Américas. No es más la ciudad cubana, sino que hoy integra una población de alta diversidad de las Américas, con un aumento de la población de Europa y Asia. Un espacio global”, aseguró Armony. En la década del ‘60, la población de la ciudad estaba integrada por un 80% de blancos no hispanos y un 5% de hispanos. En los ‘80, la población blanca cayó al 30% y los hispanos se convirtieron en mayoría.

La ciudad también va camino a ser en un espacio único de conexión marítima, tal como lo es hoy en el negocio aerocomercial con el ensanche del canal de Panamá, que va a generar una actividad extraordinaria en el puerto de Miami. Para poner en cifras la movilidad social que hoy se observa en la ciudad, Armony destacó que el 60% de las compañías pertenecer a minorías (en su mayorías latinos).

En este marco, la Universidad de Miami, que saltó del puesto 47 al 38 en el ranking de universidades de los Estados Unidos, apunta a aumentar su prestigio y hacer foco en la investigación con temas como la relación entre Asia y América latina, las ciudades informales (villas) y la inmigración. Y apuesta al trabajo con el sector privado, como un espacio donde los grupos empresariales interesados en la comunidad latina puedan encontrar una puerta de entrada.

Estudiar en la Universidad de Miami es tener un acceso extraordinario a empresas y contactos, especialmente en el área de industrias culturales donde Miami es una meca. La Argentina debería pensar cómo recuperar un espacio en América latina en el campo cultural donde fue líder. “Los españoles están muy interesados en entrar en el mercado latino de los Estados Unidos”, destacó Armony.

El año pasado, el gobierno de los Estados Unidos comenzó a trabajar para incrementar a 100.000 la cantidad de alumnos estadounidenses que estudien en América latina, y a 100.000 los de América latina que estudien en los Estados Unidos. Para los argentinos, estudiar en Miami es una posibilidad cada vez más real.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *